LA SENDA DE LA SOMBRA

38,37 €

Muy difícil de conseguir. Impecable.

Cantidad
Últimas unidades en stock

Pagos 100% seguros
 

Política de envío

 

Política de seguridad

“La negrura de la noche sólo esconde una Nada aún mayor. Nos escondemos en tus pesadillas, abandonados de la luz.
No temáis a los sirvientes de la sombra, sino a la Sombra misma”.
Las Agonías Celestiales de Goju  

Hace casi una década, un Magistrado Imperial desapareció de camino a las Tierras Dragón. Su diario lo trajo de vuelta a su clan un sirviente eta, y nunca se ha vuelto a saber nada de él. Las anotaciones mencionan extrañas presencias en la noche, sombras sin cara y los más recónditos secretos del enemigo más peligroso de Rokugan: el Ninja. Ahora, la mentira será expuesta a la luz: el misterio del verdadero Ninja será descifrado. Te esperan aventuras de terror y locura y, al final, tus jugadores encararán el rostro perdido del Goju, la verdad oculta sobre el Ninja y su aterrador maestro, La Sombra Inmortal. 

El diario de Kitsuki Kaagi es el manuscrito más misterioso de Rokugan, y el que con más celo se protege. Custodiado en cristal y enterrado en las profundidades del Castillo Mirumoto, los pocos Kitsuki que se han ofrecido voluntarios para sumergirse en sus secretos se han convertido en sombras, sin rostro y perdidas para siempre. 

- La oscuridad viviente: Es la historia del Ninja, y abarca desde aquel minúsculo jirón de la Nada que se escondió del Sol y la Luna, hasta los sirvientes de la Sombra. 

- El Goju: Conoce a los esbirros de la Oscuridad, y descubre quiénes sacrificaron sus identidades, y sus almas, a cambio de poder. 

- El Sin Nombre: Explora la historia de Isawa Ujina, destinado a convertirse en El Sin Nombre, su identidad robada por la Oscuridad que alumbró a su única hija. 

- Sueños y Terrores nocturnos: Aprende cómo los Ninja inician a sus principiantes, conoce la conexión secreta entre la Oscuridad y las marcas de la Sombra del Escorpión. Descubre por qué un verdadero Ninja no tiene cara. 

LF509
3 Artículos

Descargas

Comentarios (0)